Tobogán:
el comparativo

Tener un tobogán de plástico es una excelente idea para entretener a los niños en casa. Si estás pensando en comprar uno, debes saber que hay muchos modelos. ¿Cómo se puede saber entonces cuál elegir? En esta guía de compra te ayudamos a descubrirlo.

¿Cuál es el mejor tobogán?

¿Quieres un tobogán grande o uno pequeño? Debes saber que estos productos vienen en diferentes tamaños y configuraciones. Si así lo quieres puedes comprar un tobogán inflable, un tobogán de madera o metálico. Las posibilidades son muy amplias. Pero, ¿cómo saber cuál es el mejor tobogán infantil para tus hijos? Para ayudarte a comparar modelos te ofrecemos algunas recomendaciones con los mejores toboganes para niños que puedes encontrar.

FEBER Slide Plus con Agua (Famosa 800009001)
Papillon 8326020 Columpio Tobogan 1,9 m. Con Escalera
Wickey 52313383 – "Fresh Flyer Parte Torre Torre de...
Tobogán para niños - FEBER
Tobogán con escalera - Papillon
Torre de escalada con tobogán - Wickey
-
Modelo con conexión de agua
Con honda en medio de la bajada
Material muy resistente
Escaleras antideslizantes
Para niños de 3 a 7 años
Para niños a partir de 3 años
Dimensiones: 160 x 75 x 105 cm
Medidas: 95 x 190 x 105 cm
Dimensiones: 288 x 315 x 245 cm
-
-
69,99 €
119,95 €
449,95 €
FEBER Slide Plus con Agua (Famosa 800009001)
Tobogán para niños - FEBER
Modelo con conexión de agua
Escaleras antideslizantes
Dimensiones: 160 x 75 x 105 cm
69,99 €
Papillon 8326020 Columpio Tobogan 1,9 m. Con Escalera
Tobogán con escalera - Papillon
Con honda en medio de la bajada
Para niños de 3 a 7 años
Medidas: 95 x 190 x 105 cm
-
119,95 €
Wickey 52313383 – "Fresh Flyer Parte Torre Torre de...
Torre de escalada con tobogán - Wickey
-
Material muy resistente
Para niños a partir de 3 años
Dimensiones: 288 x 315 x 245 cm
-
449,95 €

¿Qué es un tobogán?

Un tobogán es una rampa inclinada para deslizarse. Cuenta con una escalera que permite el ascenso hacia su parte más alta. Al deslizarse por la superficie desde una posición elevada, el niño alcanza una velocidad durante el recorrido, la cual resulta muy divertida y estimulante.

Los toboganes suelen ser el mayor atractivo de los parques infantiles. Pueden estar hechos de plástico, de madera o de metal, e incluso hay toboganes hinchables. Por otro lado, también existen los toboganes para piscina. Este es uno de los mayores entretenimientos de los parques acuáticos, ya que además de toda la diversión que proporciona el tobogán (velocidad, curvas y movimiento), el trayecto se concluye en el agua de la piscina.

Las promociones de toboganes del momento

¿Por qué comprar un tobogán?

Pasárselo bien con un juego muy seguro

La diversión es la razón número 1 para comprar un tobogán para jardín o un tobogán interior. Con un juego como este los niños se la pasarán muy bien, pero además estarán muy seguros.

A pesar de que en los toboganes se juega estando en un poco con de altura, esta siempre está adaptada a la edad de los niños.

Por otro lado, un tobogán también ayuda a estimular la seguridad en los peques. Aunque al principio a algunos les puede dar miedo jugar en ellos, el compartir con otros niños puede estimular su confianza y así dejar de lado sus temores.

Excelente para socializar

Tener un tobogán en el jardín puede ayudar como herramienta de socialización. Con este tipo de entretenimiento los niños pueden compartir con otros de su misma edad. Así se mantienen un poco alejados de la consola de videojuegos o del ordenador. Además, los toboganes también pueden ser beneficiosos para el desarrollo de habilidades cognitivas.

¿Cómo elegir un tobogán de calidad?

El tamaño

Puede que tu hijo esté soñando con tener un tobogán gigante en el jardín. Pero antes de salir a comprar el más grande que veas, necesitas preguntarte si realmente cuentas con el espacio suficiente para su instalación.

En el tamaño de los toboganes influyen varios aspectos como la altura, las escaleras, la longitud de la superficie deslizante e incluso el peso soportado.

Cuando elijas un modelo, verifica bien sus dimensiones y céntrate, sobre todo en su altura. Saber esto te ayudará a saber si cabe en la habitación, en caso de que estés comprando un tobogán para tener dentro de casa. Si quieres un tobogán exterior, esto no será un problema.

Asimismo, debes estar atento a las escaleras, ya que algunas de ellas son más pequeñas o más grandes de lo que deberían para el rango de edad recomendado y por lo tanto no resultan muy cómodas para la escalada.

Otro elemento a verificar dentro del tamaño es la longitud de la superficie de deslizamiento. Ten en cuenta que mientras más larga sea, más se van a divertir los niños.

Sin embargo, una rampa más larga también implica mayor espacio, así que debes asegurarte de que cuentes con el necesario.

El último aspecto a tener en cuenta con el tamaño tiene que ver con el peso máximo soportado. Presta atención a esta característica, ya que sabiendo esto podrás determinar si el tobogán es apto o no para tu hijo según su edad. Este detalle también te permitirá saber si puede ser usado por varios niños a la vez.

La estructura

Sin importar que quieras comprar un tobogán de madera para niños o un tobogán metálico, deberás decidir con qué tipo de estructura lo quieres. Y no se trata del material, sino de los complementos con los que viene.

El modelo tradicional es el que solo incluye el tobogán en sí, es decir, una rampa de deslizamiento y la escalera.

Pero existen otros tantos modelos un poco más completos que incluyen accesorios adicionales. Puedes comprar un tobogán y columpio en una misma estructura, por ejemplo. También hay modelos que incluyen casita, bolas, pared de escalar hasta cajón de arena. Cuando se le añaden algunos de estos complementos o todos, se convierten básicamente en un parque infantil.

El material

Otro aspecto a considerar antes de elegir un modelo es el material del tobogán. Dependiendo de donde lo vayas a colocar y del uso que se le vaya a dar, deberás elegir uno u otro.

La calidad siempre debe ser la máxima posible por cuestiones de durabilidad. Pero cuando se trata de un tobogán para el jardín debe ser aún mejor, ya que estará expuesto a otros agentes como el sol y la lluvia.

Puedes comprar un tobogán de madera, pero debes cuidarlo del agua. Y si vas a comprar uno metálico, lo mejor es que sea de acero inoxidable. Si quieres un tobogán de piscina, lo mejor es que sea de tipo hinchable. Pero recuerda que aunque sea un tobogán de agua necesitas que sea de la mejor calidad posible. Sin importar el material que elijas, siempre debe ser rígido y muy fuerte.

La seguridad

Los toboganes son juegos seguros. Pero es importante asegurarse de que el modelo que se escoja lo sea. Lo esencial es que el tobogán escogido tenga una estructura sólida y muy estable, sobre todo si se trata de toboganes hinchables de piscina.

En el caso de los metálicos, el acero inoxidable es la mejor opción para evitar la corrosión y con los de plásticos, el elegido debe ser el de polipropileno.

También es importante que los bordes del tobogán sean redondos. De esta manera se evitaría que los niños sufran raspones o golpes accidentales. Por otro lado, siempre se recomienda la supervisión de un adulto cuando los niños están en el tobogán.

¿Qué tobogán de calidad comprar?

Los diferentes modelos de toboganes

Tobogán hinchable

Este es un tipo de tobogán que se infla, tal como los castillos hinchables. Suele estar fabricado con plástico PVC porque es un material muy resistente y seguro.

Puedes encontrar toboganes hinchables de agua y también otros que no son acuáticos.

Tobogán con estructura grande

Este es el tipo de tobogán que va más allá del clásico. Cuentan con una estructura grande porque incluyen otros juegos con columpios, rampas de escalar, casitas, etc. Incluso hay toboganes de bolitas, donde al final de la rampa el niño cae en una piscina con pelotas.

¿Cómo montar un tobogán?

Si has decidido comprar un tobogán para tener en casa, probablemente te estés preguntando cómo vas a montarlo. Hacerlo no es demasiado complicado, al menos cuando se trata de los modelos clásicos que solo incluyen la rampa de deslizamiento y las escaleras. Los que son más grandes pueden tener un montaje un poco más complejo, pero con la ayuda de alguien de seguro podrás montarlo sin problemas.

Hay diferentes tipos de toboganes y por ende su montaje también varía. Lo recomendable es revisar siempre las indicaciones y consejos del fabricante. Sin embargo, dado que todos coinciden en algunos pasos básicos, te contamos cómo hacerlo.

  • Verifica que tengas todas las piezas del tobogán, así como algunas herramientas y claro, el manual del fabricante.
  • Ubica el lugar donde lo vas a colocar y asegúrate de que el suelo esté nivelado.
  • Busca las indicaciones del tobogán. Estas pueden variar según el modelo, pero en cualquier caso, lo primero que tendrás que hacer será fijar cada una de las partes en el suelo.
  • Una vez hecho esto, deberás comenzar a juntarlas. Puede que necesites alguna herramienta como un destornillador, por ejemplo.
  • Hecho esto ya se podrá utilizar el tobogán.

¿Cuál es el precio de un tobogán?

¿Quieres un tobogán infantil Feber o un tobogán con columpio y otros juegos como los de Wickey? Dependiendo de tus intereses y gustos deberás pagar más o menos. Y es que hay modelos de diferentes precios. Los más sencillos, que serían toboganes para niños de 2 años, pueden llegar a costar menos de 100 euros. Pero los más complejos pueden costar más de 400 euros.

¿Cómo limpiar el tobogán?

Los chicos suben y bajan cada vez del tobogán y esto más los agentes externos como el viento, las hojas y la lluvia pueden ensuciarlo. Por ello, es recomendable limpiarlo de vez en cuando. Además, con esto evitarás que los chicos se ensucien la ropa. La limpieza de un tobogán de plástico es sencilla. Solo necesitas un paño, agua, un cepillo y un poco de jabón. Puedes incluso usar una bayeta si se trata de un tobogán de jardín.

Comparativo actualizado el 20 de enero del 2019

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas Sé el primero en votar